Tú Pensión

adultos paseando

Seguro previsional

El seguro previsional lo contratan las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) con una aseguradora de vida autorizada por la Superintendencia Financiera para explotar el ramo de pensiones Ley 100. Este seguro tiene por objeto, luego del cumplimiento de los requisitos de Ley, garantizar a quien cotiza al Sistema Pensional la financiación de una mesada de por vida en caso de invalidez o una mesada a favor de sus beneficiarios en caso de muerte, de origen común, es decir no originadas por causa o con ocasión al trabajo. El seguro otorga el monto adicional necesario, a los recursos existentes en la cuenta de ahorro individual -cuenta donde se depositan los aportes efectuados mensualmente por el afiliado al Sistema de Pensione

¿Qué es el Seguro Previsional?

Este seguro hace parte fundamental del Sistema General de Seguridad Social Integral que se creó con la Ley 100 de 1993 en Colombia y tiene por objeto garantizar a quien cotiza a pensiones el reconocimiento y pago de una pensión en caso de invalidez o a sus beneficiarios en caso de muerte (también conocido como sobrevivencia), siempre y cuando éstas circunstancias sean el resultado de una enfermedad o accidente de origen común, es decir cuando no sean por causa o con ocasión del trabajo, y se acrediten los requisitos de cobertura establecidos en la misma ley.

Adicionalmente, la persona que compruebe haber sufragado los gastos de entierro de un afiliado cubierto bajo el Seguro Previsional tendrá derecho a recibir un auxilio funerario. Este seguro lo contratan las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFPs) con una entidad aseguradora para cubrir a sus afiliados.

¿Quién está cubierto por el Seguro Previsional?

Los afiliados a las AFPs que cumplan ciertas condiciones se encuentran cubiertos por este seguro. De tal forma que al estar usted ahorrando para su pensión, no sólo se está preparando financieramente para su vejez, sino que se está cubriendo contra el riesgo de quedar inválido total y permanentemente, a la vez que está protegiendo el futuro de su familia en caso de su muerte.

Para estar cubierto por este seguro es necesario cumplir con las siguientes condiciones a la fecha. Es importante mencionar que por estar establecidas en la ley estas pueden cambiar en el tiempo:


Contar con un mínimo de 50 semanas de cotización al Sistema de Pensiones en los últimos 3 años anteriores a la fecha de su fallecimiento o a la fecha de la estructuración de su invalidez.

En el caso de invalidez, si es menor de 20 años, sólo requiere haber cotizado 26 semanas en el último año inmediatamente anterior al hecho causante de su invalidez o su declaratoria.

En el caso de invalidez, de haber cotizado por lo menos el 75% de las semanas mínimas requeridas para acceder a la pensión de vejez, sólo requiere 25 semanas en los últimos 3 años.

Para la pensión por sobrevivencia, los beneficiarios también tendrán derecho al reconocimiento y pago de esta pensión, si el afiliado alcanzó a cotizar el número de semanas mínimo requerido en el régimen de prima media, sin que haya tramitado o recibido una indemnización sustitutiva de la pensión de vejez o la devolución de saldos.

Así que, para estar cubierto en cualquier momento, lo importante es que mantenga constancia en sus cotizaciones al Sistema de Pensiones, además, entre más semanas cotice mejor será el beneficio. Por ser una parte fundamental del Sistema General de Pensiones, es importante que se cuente con condiciones claras para acceder a la cobertura, como las aquí descritas. Esto es una forma de garantizar que el sistema sea sostenible y que en el momento en el cual se requiera el uso del Seguro Previsional se pueda acceder a este sin inconvenientes.

¿En caso de muerte, cuál es el beneficio que reciben los beneficiarios?

El beneficio que se otorga en caso de muerte es la pensión de sobrevivencia cuyo monto o valor depende de las semanas cotizadas y de otros factores como se explica a continuación: En términos generales, la pensión de sobrevivencia equivale al 45% del IBL más un 2% adicional por cada 50 semanas adicionales a las primeras 500, sin que ésta exceda de 75%. La pensión no podrá ser inferior al Salario Mínimo Legal Mensual Vigente (SMLMV). Si usted se encontraba pensionado y fallece, la pensión que reciben sus beneficiarios será del 100% de la pensión que recibía usted al momento de la muerte.

Ejemplo: En este caso, supongamos que Juan fallece durante el accidente. ¿Qué pensión les correspondería a sus beneficiarios? Porcentaje del IBL: 45% + 2% (750- 500)/50 = 45% + 2%(5)=45% + 10% = 55% Pensión: 55% x IBL= 55% x 1.443.000= 793.650.

¿Quiénes pueden ser los beneficiarios?

Podrán ser beneficiarios de la pensión mensual de sobrevivencia las siguientes personas del grupo familiar: En forma vitalicia:  El cónyuge o compañero permanente mayor de 30 años, o menor de 30 años si ha procreado hijos con el causante y los hijos inválidos al momento del siniestro.

En forma temporal:

  • El cónyuge o compañera permanente, siempre y cuando a la fecha del fallecimiento tuviera menos de 30 años y no hubiera procreado hijos con éste. En este caso la pensión se pagará mientras el beneficiario viva por un periodo de máximo 20 años. 
  • Los hijos menores de 18 años y los hijos entre 18 y 25 años si dependían económicamente del causante y están estudiando.

A falta de los anteriores, los padres del causante, si dependían económicamente al momento del fallecimiento.

A falta de los anteriores, los hermanos inválidos del causante, si dependían económicamente al momento del fallecimiento.

persona mayor casada
¿Cuál es el beneficio que otorga el Seguro Previsional? 

El beneficio otorgado por el Seguro Previsional es la garantía de una pensión. Para esto, otorga la suma adicional faltante para completar el capital necesario para financiar dicha pensión, la cual se calcula de acuerdo al monto de la pensión que corresponda, por invalidez o sobrevivencia, la edad, los beneficiarios, el monto que se encuentra en la cuenta individual de ahorro y el bono pensional en caso de haberlo.

Para determinar el monto que pagará el seguro, la compañía de seguros realizará el cálculo del monto total que representa el pago de la pensión desde el momento del siniestro hasta que termine el último pago a los beneficiarios, bien sea por muerte o porque dejan de cumplir con las condiciones para serlo. A este monto se le resta el capital acumulado en su cuenta individual y el bono pensional si hay lugar a éste último.

Ejemplo: En el caso del fallecimiento de Juan, para poder pagar una pensión vitalicia a su cónyuge quien tiene 35 años, por el monto determinado (810.966 mensuales que se incrementarán con el IPC todos los años), la compañía aseguradora estima que se requieren aproximadamente 250 millones de pesos. Juan, quien había ahorrado durante 15 años en la AFP, contaba con un capital acumulado de 90 millones de pesos y no contaba con bono pensional. El seguro previsional pagará la diferencia entre el monto total requerido para el pago de la pensión y el capital de la cuenta de ahorro individual de Juan. En este caso, 160 millones de pesos.

¿Cómo debe actuar el asegurado cuando considera que su compañía de seguros no está protegiendo sus derechos?

Los asegurados que sientan vulnerados sus derechos pueden presentar una queja directamente en la compañía de seguros, ante la oficina del Defensor del Consumidor Financiero de la compañía o en la Dirección de Protección al Consumidor de la Superintendencia Financiera. La queja puede ser presentada simultáneamente en las tres instancias o sólo en una o dos de ellas y en el orden que desee.


¿Quién es el Defensor del Consumidor Financiero?

El Defensor del Consumidor Financiero es una figura que todas las compañías de seguros deben tener, cuya función es servir de mediador para resolver de manera objetiva y gratuita los conflictos que puedan surgir entre los clientes y la compañía en la medida de su competencia.

Abrir chat
Hola,
¡Cotiza tu Seguro Gratis!